Valoranos!

Cada vez es más frecuente encontrar parejas separadas, es importante  plantear unos objetivos para que sus hijos puedan  disfrutar de sus vacaciones de manera adecuada. Entonces ¿qué podemos hacer para que nuestros hijos disfruten de las vacaciones con su padre y su madre por separado?

En primer lugar los progenitores deberán ponerse de acuerdo en el lugar al que van a llevar a sus hijos. Esto evitará que se lleven al mismo lugar y que acaben aburriéndose cuando vayan por segunda vez. Si esto no es posible, deberán organizarse y prepararles diferentes actividades para que se lo pasen bien tanto con la madre como con el padre. En el caso de que podamos organizarnos y llevarlos a lugares diferentes, mejor se lo pasaran disfrutando de nuevos lugares. En todo esto tenemos que hacer partícipe al niño para que no sienta angustia a la hora de la separación de la madre o del padre, utilizaremos un calendario para explicarle el tiempo que estará con uno o con otro para que él también pueda ver que va a estar con ambos.

Cuando se trata de niños pequeños, la separación con la madre siempre es más difícil, ya que habitualmente sienten una unión muy fuerte a ella, pero los padres deben proporcionarle seguridad y que se sientan cómodos con ellos solos sin necesidad de que esté la madre presente.

¿Qué cosas evitar a la hora de irnos de vacaciones con ellos?

  • La principal cosa que debemos evitar es hablar mal de la otra persona en presencia de ellos, ya sea su madre o padre, puesto que son su referencia en esos momentos y podemos herirlos, pudiendo llegar a presentar resistencia a la hora de realizar actividades o pasar tiempo juntos. Para ellos no hay diferencias entre uno y otro.
  • Si vemos que se siente incómodo no debemos huir y dejarle su espacio, sino que debemos acercarnos y darle la oportunidad de expresar lo que siente y cómo se encuentra en estas vacaciones con su padre o madre lejos.

Si la relación entre el padre y la madre es buena, es recomendable que al menos un día lo pasen junto a su hijo e intenten estar en la mayor armonía posible para hacérselo a él más fácil y que no se sienta incómodo.